EL EXCELENTE MAYO QUE TUVO EL GOBIERNO ISRAELÍ

El gobierno de los Estados Unidos de América abrió su embajada en Israel, en Jerusalén el pasado mayo, mientras a su vez Israel celebraba el aniversario número 70 de independencia, esta mudanza de la embajada de los estados unidos desde Tel Aviv a Arnona resultó ser sorpresiva pero muy esperada por el Gobierno Israelí. El presidente Donald Trump reconoció a Jerusalén como capital de Israel, este gesto consternó a los palestinos quienes quieren que la parte oriental de la ciudad sea su capital.

Aun la mayor parte de los empleados de la embajada de los Estados Unidos permanecen en Tel Aviv, tan solo fueron movidos el embajador y un pequeño equipo de trabajo a la nueva sede en Arnona lugar que será el complejo que actualmente aloja el consulado de Estados Unidos en Jerusalén, estas medidas son solo el primer paso para la implementación de la embajada lo que sigue es encontrar una localización que sea segura para poder construir una nueva embajada.

Reacción Palestina

Mientras tanto el consulado que se encuentra ubicado en Jerusalén oriental seguirá prestando sus servicios a los ciudadanos palestinos, por otra parte la apertura de esta embajada supone un adelanto con respecto a los plazos que se esperaban, esto debido a que el vicepresidente de Estados Unidos había anunciado con anterioridad de que no sería sino hasta finales del 2019 que se podría realizar el cambio de embajada.  .

Como es de esperarse los palestinos no han estado muy contentos con esta decisión y han mostrado indignación expresando que el paso que dio Estados Unidos es inaceptable, asegurando que retrasa cada vez más el proceso de paz entre ambas regiones. Incluso en Gaza, afirmaron que realizar este traslado de la embajada de EEUU a Jerusalén ha firmado una declaración de guerra contra la nación árabe y musulmana.

Protestas en Gaza

Por lo tanto en Gaza se vieron reflejadas protestas semanales en los últimos meses en contra la decisión del presidente Trump sobre Jerusalén. En el momento 25 palestinos resultaron heridos en las protestas por parte de la región israelí y se conoce al menos 20 palestinos que han muerto en dichas manifestaciones en contra la decisión de Trump.

La instalación de la embajada de Estados Unidos en Jerusalén es una excelente oportunidad para Israel, y sobre todo una muestra de solidaridad y apoyo al primer ministro Benjamín Netanyahu, que se encuentra pasando por momentos difíciles a raíz de que la policía recomendara llevar a juicio al primer ministro por dos casos de soborno y corrupción, lo cual ha traído momentos de debilidad para el gobierno Israelí.

La decisión de Trump es una de las mayores oportunidades que ha tenido el gobierno Israelí en mucho tiempo y sugiere ver la luz al final del túnel para la región Israelí y su ciudadanía, es por esto que el rayo de luz y esperanza para mantener mejores relaciones diplomáticas con el país norteamericano está cada vez más cerca, además con la decisión del gobierno de Paraguay de mover su embajada se reafirma lo mencionado con anterioridad.

TÚNEZ Y LA TRANSICIÓN DEMOCRÁTICA QUE TIENE PENDIENTE

EL AÑO CERO DE LA DIPLOMACIA DE DONALD TRUMP