EL AÑO CERO DE LA DIPLOMACIA DE DONALD TRUMP

El primer año de mandato de Donald Trump ha sido para muchos un éxito, y es que han existido muchas mejoras en el ámbito económico, entre estos logros tenemos la apertura de las aguas costeras de Estados Unidos para la exploración de gas y petróleo, incluso en algunas zonas que se encuentran protegidas en el Ártico y el Atlántico, de igual forma el gobierno de Trump ha abolido la ley que se encarga de reducir  los riesgos contaminantes de la industria del petróleo y el gas.

El objetivo del gobierno de Trump siempre ha sido restablecer el dominio energético de Estados Unidos, para así revitalizar los combustibles fósiles que en la actualidad son los principales responsables del cambio climático que se vive hoy en día, razón por la cual se ha retirado del Acuerdo del Clima de París, lo que para muchos significa  el triunfo del movimiento anti-medioambiental.

Gabinete Político

En el gabinete político del gobierno de Trump no existen maestros ni sindicalistas, por el contrario es el más rico de la historia, comprendido por multimillonarios sin experiencia en temas políticos, y es que Trump se enfoca en el liberalismo económico  de América siendo así un gobernante alineado a los intereses empresariales del país.

Si hablamos del mayor logro en el gobierno de Trump debemos mencionar la reforma fiscal, la cual es ilustrativa y se ha encargado de rebajar considerablemente los impuestos, en primer lugar para las grandes empresas y las familias adineradas del país ahorrando así un aproximado de 321.000 dólares anuales, acción que no es tan favorable para la clase media quienes solo se ahorraran 360 dólares al año.

La razón por la que el gobierno de Trump toma estas medidas es que servirá para aumentar la inversión y el gasto desde la cima, para que asiera poco a poco esta pueda beneficiar a la clase media a través de mejores empleos y mejores salarios. Bien es sabido que la popularidad de Donald es baja ante el pueblo desde el momento en que comenzaron las encuestas, mas sin embargo se nota cierta sensación de optimismo en el punto de vista económico, aunque realmente expertos encargados del estudio de la economía analizan si el mérito es del gobierno de Trump o del legado de Obama.

Una amenaza silenciosa

Lo cierto es que la economía ha crecido notablemente en un 3% en los últimos 9 meses, y el paro está en el nivel más bajo que se ha presenciado en los últimos 17 años. Algunos opinan que el gobierno de Trump está destruyendo la base de seguridad económica que se ha construido para soportar una posible recesión debido a la expansión económica que vive el país.

Por desgracia existe realmente una amenaza para los ambientalistas en los Estados Unidos y es que el gobierno de Trump se ha encargado de poner su visión como bien lo mencionábamos, en el ámbito económico y empresarial, dejando así una nueva amenaza que no mantiene un perfil bajo como lo es el cambio climático que para el gobierno de Trump a demostrado no ser una prioridades y parece no entender su poder destructivo.

EL EXCELENTE MAYO QUE TUVO EL GOBIERNO ISRAELÍ

¿ESTARÁ AHORA PREPARADA LATINOAMÉRICA PARA LA TECNOPOLITICA?